La Sancta Ovetensis, así llamada por la cantidad de reliquias que albergaba consiguiendo atraer una gran afluencia de peregrinos, es sin duda uno de esos monumentos que precisa la ayuda de un guía acreditado de la catedral de Oviedo para conocerlo y disfrutarlo en plenitud. Esta visita, que se puede complementar con la visita guiada a Oviedo, es uno de los recorridos más satisfactorios para nosotros debido a la respuesta que suele provocar en aquellos que nos acompañan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *